Escucha ahora

La Ventana

John De León


Carreteras en Latinoamérica no están preparadas para enfrentar Cambio Climático

Una nueva guía publicada por el Banco de Desarrollo de América Latina propone una serie de medidas de adaptación para paliar y prevenir los daños ocasionados por el clima.

Carreteras en Latinoamérica no están preparadas para enfrentar Cambio Climático

Carreteras en América Latina. Foto: Archivo

La mayoría de países de América Latina enfrentan serios desafíos institucionales, técnicos, financieros, políticos y sociales para adaptar sus carreteras al clima, hecho que pone en riesgo tanto la seguridad como la sostenibilidad de los sistemas viales de la región, y que muy probablemente se verá agravado por los efectos negativos del cambio climático.

Ante esta situación, CAF –banco de desarrollo de América Latina- ha publicado una Guía de buenas prácticas para la adaptación de las carreteras al clima, que propone medidas de adaptación a corto, medio y largo plazo que incluyen herramientas de gestión ambiental, planificación y gestión del riesgo originado en la variabilidad climática.

El documento contempla tanto las carreteras de nueva construcción como la red vial en servicio, y propone medidas basadas en dos pilares: la planificación estratégica, que implica crear marcos institucionales, legales y sociales adecuados; y medidas específicas que incluyen buenas prácticas de ingeniería para el diseño y construcción de infraestructuras más resilientes.

El vicepresidente de Infraestructura de CAF-Banco de Desarrollo de América Latina explica que ,“para tener carreteras seguras y resilientes al clima, en los próximos años será imprescindible definir estrategias transversales que permitan adaptar nuestras infraestructuras al clima durante todo su ciclo de vida, y promover el uso de buenas prácticas en los proyectos de carreteras”.

La publicación también alerta que si la planificación y el diseño de las carreteras continúa realizándose ateniendo tan solo a las prácticas habituales de ingeniería en la región y a los datos históricos existentes, es muy probable que no sea posible dar respuesta a los eventos climáticos que vienen sucediéndose en los últimos años y que, previsiblemente, se repetirán en el futuro. 

Presentación previa del documento adjunto: