Capturan capo mexicano relacionado con desaparición de tres italianos en Jalisco

La Fiscalía señala al detenido, José Guadalupe Rodríguez Castillo, alias 'El 15', como uno de los líderes locales del Cártel Jalisco Nueva Generación, el más poderoso del país

Capturan capo mexicano relacionado con desaparición de tres italianos en Jalisco

Capturan capo mexicano relacionado con desaparición de tres italianos en Jalisco . Foto: Cortesía

La Fiscalía mexicana ha anunciado la captura de uno de los líderes regionales del cartel más poderoso del país, el de Jalisco Nueva Generación. José Guadalupe Rodríguez Castillo, más conocido como El 15 o Don Lupe, está acusado de gestionar las actividades de la banda en diferentes municipios del sureste del Estado. En uno de ellos, Tecalitlán, desaparecieron el pasado 31 de enero tres italianos que habían llegado a México a hacer negocios. La investigación apunta a que fueron detenidos por la policía de la localidad y entregados a los sicarios de este capo. Seis meses después, somo suele ocurrir en casos similares, sigue sin haber rastro de los extranjeros.

La Procuraduría General de la República (Fiscalía) ha anunciado la detención de Rodríguez y lo ha vinculado directamente con uno de los crímenes que indignó a Italia hace unos meses. La pista que lo llevó hasta él estuvo en la detención de cuatro policías en la nómina de la organización criminal que  confesaron con haber secuestrado a los italianos para entregárselos al crimen organizado. Aunque un enfrentamiento entre un centenar de pistoleros del cartel y la Marina aceleró el proceso. En Nápoles decenas de vecinos s emanifestaron en febrero para exigir  la busqueda de Raffaele Russo, su hijo Antonio Russo y su sobrino Vincenzo Cimmino. 

Los tres napolitanos, vendedores de generadores eléctricos y comerciantes de productos chinos, viajaron a Tecalitlán, un pequeño municipio del Estado en el occidente mexicano, cuna del cartel más poderoso en los últimos años. En la tarde del 31 de enero, según la información de la familia, Raffaele, de 60 años, fue el primero en desaparecer. Dos horas después, los otros dos intentaron rastrear a su familiar con la última ubicación del GPS del coche que había rentado Raffaele para manejar por la zona. Al llegar al lugar, Antonio, de 25 años, y Vincenzo, de 29 años, fueron rodeados por policías locales, según lo que les fueron contando por teléfono a su familia. De ahí les ordenaron seguirlos a la comisaría. 

Antonio envió un último mensaje a Daniele, su hermano, quien se encontraba en la Ciudad de México. En este le avisaba de que la policía los había detenido. Él trató de comunicarse con ambos tras recibir el mensaje, pero sus celulares se encontraban apagados o fuera de servicio. Daniele asegura que él y su hermano Francesco llamaron a la policía de Tecatitlán para conocer el paradero de sus familiares. "Al principio nos dijeron que Antonio y Vincenzo habían sido arrestados, pero en una segunda llamada lo negaron", dijo el hermano a La Reppublica.

El 15 o Don Lupe es uno de los líderes regionales del Cartel Jalisco Nueva Generación (CJNG), un grupo delictivo con menos de una década de actividad que en poco más de cuatro años pasó de ser una célula al servicio de  Joaquí El Chapo Guzmán, a convertirse en la organización criminal más poderosa y con mayor presencia en el país. Poco a poco, fue creciendo a la sombra de otras mafias más conocidas como Los Zetas, Sinaloa o Los Caballeros Templarios. Mientras las fuerzas de seguridad se centraban en romperles el espinazo a los grandes carteles, el de Jalisco Nueva Generación se iba apoderando, como un reptil, de los nichos que abandonaban sus enemigos. En septiembre de 2011, el emergente grupo dejó en Boca del Río (Veracruz), en el corazón del territorio zeta, su carta de presentación: 35 cadáveres sobre el asfalto de la avenida Ruiz Cortines. La masacre les valió el apodo de matazetas. Ahora la Agencia Antidrogas de Estados Unidos (DEA) lo considera como el grupo más poderoso de México. 

Elena Reina: elpais.com