Escucha ahora

Programación Musical

Radio Panama


Donald Trump da un paso más en su ofensiva contra migrantes

El mandatario estadounidense ha acusado a los soldados mexicanos de haber sacado sus armas frente a miembros de la guardia fronteriza estadounidense

Donald Trump da un paso más en su ofensiva contra migrantes

Donald Trump da un paso más en su ofensiva contra migrantes. Foto: Cortesía

WASHINGTON: El presidente de Estados Unidos Donald Trump ha dicho este miércoles que su Gobierno enviará a soldados armados a la frontera entre Estados Unidos y México y ha vuelto a amenazar con su cierre. 

El argumento utilizado por Trump para endurecer su discurso es que, según ha publicado en su cuenta de Twitter, una caravana de más de 20.000 personas se ha formado en el país vecino del sur y “México no está haciendo lo suficiente para detener y regresar a sus países de origen a los inmigrantes”, ha escrito Trump en la red social. 

Sin entrar en detalles, el presidente de EE UU también ha acusado a los soldados mexicanos de haber sacado sus armas frente a miembros de la guardia fronteriza estadounidense. 

El Ejecutivo mexicano acaba de poner en marcha un plan de contención ante la escalada en el número de llegadas de centroamericanos y en los últimos días ha detenido a casi 400 personas que se dirigían al vecino del norte y ha calificado de incidente común lo relatado por el republicano, remarcando que las autoridades de ambos países están en contacto directo y oportuno.

A finales de marzo, el mandatario amenazó con cerrar la frontera con México si no detenían de inmediato toda la inmigración ilegal que llega a Estados Unidos, una medida que va más allá de lo migratorio y que supondría una importante disrupción comercial en uno de los pasos fronterizos más porosos del mundo. 

Tres semanas atrás, en su estilo, el presidente le dio un año de plazo a su país vecino del sur para que detuvieran y devolvieran a los inmigrantes a sus países de origen antes de que tocaran suelo estadounidense, insatisfecho con el actuar de México, el magnate neoyorquino ha vuelto a poner la amenaza sobre la mesa.