Escucha ahora

Programación Musical

Radio Panama


Ejecutan proyecto de ganadería sostenible para enfrentar el cambio climático en la subcuenca del Río Trinidad

La Cuenca Hidrográfica del Canal de Panamá (CHCP) es una de las cuencas prioritarias donde la Fundación NATURA, por más de 25 años ha realizado una labor de conservación, en particular, para las subcuencas de los ríos Cirí Grande y Trinidad, dos (2) de los doce (12) importantes afluentes del Lago Gatún, que abastece de agua potable al área más poblada de Panamá y regula el nivel del agua para la operación del Canal de Panamá.

Ejecutan proyecto de ganadería sostenible para enfrentar el cambio climático en la subcuenca del Río Trinidad

Cada finca que se ha sumado voluntariamente al proyecto, adopta prácticas ambientales sostenibles. Foto: Cortesía

 En la subcuenca del río Trinidad, ubicada dentro del área prioritaria de la Cuenca del Canal de Panamá, Fundación PA.NA.M.A. ejecuta para Fundación Natura (administradora del Fideicomiso Ecológico de Panamá - FIDECO), un interesante proyecto que, acompañando a más de 37 familias de productores,  busca aportar al desarrollo sostenible de esta zona y apoya en la adaptación y mitigación del país frente al cambio climático.

Las actividades se enfocan, especialmente, en la conservación del agua, tanto para consumo, así como para su uso comercial y para otros bienes y servicios ambientales, y se desarrolla en el marco del proyecto “Ganadería sostenible a través de la implementación de medidas de adaptación al cambio climático en el tramo medio de la subcuenca del río Trinidad” que ejecuta Fundación  PA.NA.M.A.

En Panamá Oeste (Capira), históricamente los productores se han dedicado a la ganadería desarrollando técnicas tradicionales, lo que ha convertido el paisaje en grandes extensiones de potreros con escasa vegetación.

El plan de manejo de la subcuenca , deja claro que en esta zona, la producción de las fincas de ganado es para la cría y ceba de bovinos bajo un sistema tradicional (extensivo) y con la utilización de pastos naturales nativos que son poco nutritivos, lo que contribuye a la demanda de mayor cantidad de tierra para el sustento del ganado y se le suma como agravante que esta es una de las principales actividades económicas del área.

Por otro lado, la vegetación del área debido a las actividades de ganadería extensiva, reportadas desde la década de los años 50´s, es muy escasa actualmente, registrándose que más del 50% del territorio lo ocupan los potreros y los pastizales, siendo el uso más extendido. Por ello, Fundación NATURA junto a Fundación PA.NA.M.A. trabajan en fincas que se encuentran colindantes al río Trinidad, conservando y restaurando su biodiversidad.

Cada finca que se ha sumado voluntariamente al proyecto, adopta prácticas ambientales sostenibles replicables, implementando sistemas silvopastoriles para aumentar su resiliencia frente a las presiones y amenazas de la variabilidad climática y al mismo tiempo se contribuye con la conservación de la biodiversidad y con la restauración de ecosistemas en la subcuenca del río Trinidad.

 Esta subcuenca, la No. 43 de las 50 que conforman la Cuenca Hidrográfica del Canal de Panamá, se ubica en la provincia de Panamá Oeste, en el distrito de Capira Corregimiento de La Trinidad.

 En el área del proyecto habitan 1,215 personas que se han asentado en las comunidades cercanas al río, tales como en Los Faldares, El Mamey, La Pita, Honda Arriba, La Humildad, La Tagua, Laja Lisa o El Caraño, Los Cañones, Los Ortigales y Nueva Arenosa.

Las 37 familias que participan en el proyecto, reciben orientación y capacitación de FUNDACIÓN PA.NA.M.A. para establecer nuevas metodologías para manejar sus fincas, tanto para producir más eficientemente, así como para recuperar la cobertura boscosa en sus terrenos. 

En cada finca se diseñan e implementan planes de manejo, que son instrumentos que ordenan las actividades que se desarrollan en el sitio y proponen mejoras o cambios de acuerdo con criterios de sostenibilidad.

“El enfoque en la construcción de cada plan de manejo es inclusivo y se elabora con la participación de cada familia. Dentro de estos planes se incluyen prácticas que mejoran el manejo de aquellas actividades que tienen impacto negativo sobre la biodiversidad y se promueve la restauración, por lo que está basado en un diagnóstico participativo de la finca”, explicó Luiggi Franceschi, Coordinador del proyecto.

Uno los métodos que aplican los productores, de la mano de los técnicos de Fundación PA.NA.M.A. es el sistema silvopastoril que, combina árboles con pastura y animales dentro de una parcela.

Para recuperar la cobertura boscosa (los bosques de galería - adyacentes al río) los productores reciben herramientas para permitir la regeneración natural de estos bosques, al cercar el área prioritaria y a la vez plantando especies maderables y frutales como el esparvé y el jobo, lo que garantiza que la dinámica del bosque continúe y no sea afectado por el pisoteo del ganado.

 “Para hacer un adecuado manejo de la finca, el ganado ahora, en vez de bajar al río o hacia los afluentes que lo alimentan, reciben el agua en bebederos que se han establecido en otras áreas distantes a las que se requieren recuperar y mantener. Así, también, hemos sembrado mangas con pastos mejorados, cercado con “cercas vivas”, contribuyendo con  corredores entre los ecosistemas fragmentados”, explicó el técnico Eunices Mariscal.

Estas nuevas metodologías de producción, que están enfocadas en fortalecer las capacidades de los productores y dotarlos de insumos y herramientas básicas,  también buscan lograr cambios de actitud en la población hacia una nueva perspectiva de la conservación y valoración de la biodiversidad que los rodea,  a partir de la transformación de los sistemas productivos tradicionales en unidades productivas sostenibles. “De esta forma se  mitiga el impacto que la ganadería tiene en el ambiente y en el cambio climático, a la vez que los productores mejoran la producción y su economía”, recalcó el coordinador de proyecto “Luiggi Franceschi”