Escucha ahora

Béisbol Nacional


Muere un seguidor de Zelaya en los enfrentamientos con la policía hondureña

El diálogo entre el presidente 'de facto' de Honduras, Roberto Micheletti, y el despuesto Manuel Zelaya sólo será posible si éste reconoce la legitimidad de las elecciones marcadas para el próximo 29 de noviembre.

Muere un seguidor de Zelaya en los enfrentamientos con la policía hondureña
El enfrentamiento tuvo lugar este martes por la noche en un barrio pobre de la capital, según las fuentes. Se trata de la primera muerte a causa de la violencia política en Honduras desde que Manuel Zelaya regresó al país y se refugió en la embajada de Brasil.

Micheletti dialogará con Zelaya si reconoce la legitimidad de las próximas elecciones

El diálogo entre el presidente 'de facto' de Honduras, Roberto Micheletti, y el despuesto Manuel Zelaya sólo será posible si éste reconoce la legitimidad de las elecciones marcadas para el próximo 29 de noviembre. Esa es la condición anunciada por Micheletti como requisito indispensable para sentarse a hablar con el presidente que fue elegido por el pueblo. Sin embargo, Zelaya recela de ese anuncio y asegura que se trata de una "manipulación". El político, expulsado el pasado mes de junio en un golpe militar que le obligó a partir al exilio, se encuentra refugiado en la embajada de Brasil en Tegucigalpa.

Zelaya ha dicho "no" a la propuesta de diálogo de Micheletti. Asegura que es una "manipulación". El presidente 'de facto' le ha tendido la mano a condición de reconocer los comicios generales del 29 de noviembre. Zelaya ha replicado que los comicios deben realizarse en condiciones de igualdad para todos los candidatos, no con algunos privilegios y otros reprimidos. Ha descalificado que vayan a celebrarse comicios en el clima de "represión, crímenes y otras violaciones a los Derechos Humanos de la población, que sólo exige la restitución de sus derechos".

A la propuesta de diálogo Zelaya ha sumado a su réplica un mensaje de decepción: "No hay voluntad de resolver la crisis de Honduras, el país vive una convulsión después del golpe de estado", ha dicho. "He venido para que el diálogo sea directo, para que se reconstruya el sistema democrático del país y nunca se vuelva a suplantar los poderes del ciudadano, la soberanía popular", ha apuntado a Radio Globo.