Escucha ahora

Vive Saludable

Myrna Ortega


Un líder republicano pide a Obama que apoye los TLC con Colombia y Panamá

Grassley, el republicano de mayor rango en el Comité de Finanzas del Senado, envió hoy una carta a Obama en la que hizo una férrea defensa de los tratados pendientes de aprobación en el Congreso, convencido de que éstos ayudarán a crear empleos en EE.UU.

Un líder republicano pide a Obama que apoye los TLC con Colombia y Panamá
Washington, 2 dic (EFE).- El influyente senador republicano Charles Grassley pidió hoy al presidente Barack Obama que, en su "cumbre del empleo" de mañana en la Casa Blanca, promueva la aprobación de los tratados comerciales de EE.UU. con Colombia, Panamá y Corea del Sur.

Grassley, el republicano de mayor rango en el Comité de Finanzas del Senado, envió hoy una carta a Obama en la que hizo una férrea defensa de los tratados pendientes de aprobación en el Congreso, convencido de que éstos ayudarán a crear empleos en EE.UU.

"Las oportunidades que presentan los acuerdos comerciales pendientes tendrán un verdadero impacto en la creación y mantenimiento de empleos bien remunerados en Estados Unidos", dijo Grassley en un comunicado que acompaña la misiva.

Grassley envió la carta en vísperas de una cumbre de expertos, empresarios y sindicatos, convocada por Obama para discutir formas de crear empleos y fomentar el desarrollo económico en el país.

El foro contará con la participación de empresas del sector de exportación y se realiza en momentos en que la tasa de desempleo nacional se sitúa en un 10,2 por ciento, la mayor en 26 años.

Sin embargo, en algunas partes del país el desempleo excede el 25 por ciento y, entre los jóvenes, supera el 40 por ciento, según el Centro para la Investigación Económica y Política.

La "cumbre del empleo" de la Casa Blanca forma parte de los esfuerzos de Obama por espolear la recuperación económica. Después del foro, el presidente tiene previsto realizar una gira nacional para entrar en contacto directo con los trabajadores afectados por la crisis.

"Apoyo firmemente este enfoque en la creación de empleos", dijo Grassley en la carta, en la que consideró que las políticas para reducir el desempleo deben incluir "la expansión de oportunidades para el comercio internacional".

Grassley destacó que los acuerdos que EE.UU. ha puesto en marcha, incluyendo los pactados con Chile, Centroamérica y la República Dominicana, y Perú, han aumentado el superávit comercial de Estados Unidos con esos países.

"No hay razón para creer que el resultado sería distinto con respecto a los acuerdos comerciales pendientes con Colombia, Panamá y Corea del Sur", dijo Grassley.

Añadió que, según la Comisión de Comercio Internacional (ITC), esos acuerdos comerciales, y en particular los de Colombia y Corea del Sur, países con los que EE.UU. tiene ahora un déficit comercial, aumentarían las exportaciones estadounidenses si el Congreso los aprobase.

En el caso de Panamá, continuó, la ITC cree que las exportaciones de ciertos productos estadounidenses se incrementarían en hasta un 145 por ciento.

Además, el Departamento de Comercio ha calculado que por cada mil millones de dólares en exportaciones se crean 20.000 puestos de trabajo en EE.UU., enfatizó.

"Una mayor demora tiene sus costos", advirtió Grassley, al referirse a los pactos comerciales que Corea del Sur, Colombia y Panamá han suscrito o negociado con otros países.

Los acuerdos comerciales en cuestión permanecen estancados en parte porque los demócratas exigen al país contraparte medidas de protección para los trabajadores y el medio ambiente.

La Administración Obama ha puesto en marcha una revisión completa de su política comercial y, por el momento, no ha hecho declaraciones públicas sobre el futuro que aguarda a esos pactos.