Escucha ahora

Programación Musical

Radio Panama


El actor Patrick Swayze dejó de tomar los medicamentos para tratar el cáncer

El protagonista de Dirty Dancing se mostró siempre animado y con muchas ganas de vivir en todas sus apariciones públicas y entrevistas de los últimos meses.

El actor Patrick Swayze dejó de tomar los medicamentos para tratar el cáncer
El actor Patrick Swayze dejó de tomar los medicamentos para tratar el cáncer de páncreas que le diagnosticaron hace ya más de un año. Según explican sus amigos, los médicos ya no pueden hacer más por él, y el intérprete ha decidido poner fin a la quimioterapia para evitar los efectos secundarios y seguir trabajando en la serie norteamericana en la que participa. Su deseo es seguir trabajando hasta que pueda, explican sus allegados que añaden que Swayze prefiere eso a estar en una cama y esperar a la muerte en su casa.

El protagonista de Dirty Dancing se mostró siempre animado y con muchas ganas de vivir en todas sus apariciones públicas y entrevistas de los últimos meses, confesando que lucharía hasta el final contra su enfermedad. Sin embargo, parece que ese punto y final ya ha llegado para él porque ha optado por dejar de pelear contra su mal, según una información de The Sun. Ya no hay nada más que los doctores puedan hacer por él. Estamos en la última brecha de la batalla y, ahora, nuestra única meta es mantener a Patrick cómodo, dijo un allegado a la estrella. 

La decisión del intérprete se debe a un cúmulo de cosas. Al parecer su enfermedad es ya inoperable, además, con la quimioterapia ha perdido peso y se siente debilitado. Estas secuelas del tratamiento le impiden, a veces, trabajar en la serie en la que actualmente participa, The Beast, por ello Swayze decidió cortar con la medicación y así, aunque acorta su vida puede seguir trabajando hasta que sus fuerzas se lo permitan.Ese es su mayor deseo, señaló el amigo al periódico estadounidense, quien destacó que Patrick temía terminar en su casa esperando su muerte. Él se considera todo un vaquero, y está decidido a morir con las botas puestas, sin remordimientos, añadió.